Responsabilidad civil

El seguro de responsabilidad civil cubre reclamaciones e indemnizaciones por causar daño a un tercero, por acción u omisión, por culpa o por negligencia. Depende de qué profesión, se puede estar obligado o no a la contratación de un seguro de responsabilidad civil con cuantías mínimas y aseguradas.

Dentro de este seguro, distinguimos entre: Seguro de Responsabilidad Civil y Profesional. Este último hace referencia  a las reclamaciones por daños patrimoniales primarios, aquellos que producen una pérdida económica sin causa directa y con daño material o personal.

Según qué profesión, nos encontraremos con unos riesgos o circunstancias diferentes que se tienen que tener en cuenta para contratar o no. Por ejemplo: Responsabilidad Civil Patronal, Pos trabajo, de Productos, Subsidiaria, de Unión y mezcla… así como los sublímites y sus franquicias.

No te preocupes si no entiendes nada, para eso estamos nosotros, para ayudarte en todo lo posible. Simplemente realiza un buen análisis que detecte el riesgo potencial de la empresa o del autónomo.

¿Los has analizado? ¿Los tienes cubiertos? Ahora, nosotros nos encargamos de todo.